Adopciones de mascotas

Aquí, servidora, es de esas personas amantes de los animales. En general. Perros, gatos, pájaros, tortugas, erizos, hurones… Tuve perra cuando me independicé (Déborah la llamé, que antes de tenerla yo se llamaba Debra y no me gustaba), y después he tenido 13 años a Jabba, esta sí que la cogí de cachorro y vivió todo el tiempo conmigo.

En casa siempre ha habido perros. De forma responsable. El animal salía tres veces al día a pasear y cada vez que alguien iba a por el pan, el bicho salía. Y cuando mi madre iba a por nosotros al cole, el bicho se venía. Y si íbamos al campo, el animal con nosotros.

Cuando hemos salido de casa, todos hemos tenido animales y cuidados de la misma manera. No sé mis hermanos, pero a mí me pasa que la gente cuando me ve con mis animales, quiere uno. No me extraña. Son bichos alegres, sociales, cariñosos, que me acompañan, me guardan y me obligan a estar todo el día en la calle.

Yo soy consciente de que tener un animal es una responsabilidad. Que yo no lo viva como tal, no quiere decir que no lo sea. Que yo no vea como una responsabilidad levantarme cada día 15-20 minutos antes para bajarlo, ni que una vez al día tenga que reservar una hora para pasear con él haga frío, calor o llueva, no quiere decir que no sea una responsabilidad. Igual que también es una molestia (que yo no vivo como tal) tener que pasar dos escobas (la del pelo, y la de barrer) ni tener siempre polvo en casa para intentar que la casa no huela a perro. Igual que es una molestia tener que educar permanentemente al animal a que no se suba al sofá.

Pero claro, eso a mí me compensa. Por que me gusta.

Jabba murió hace dos meses. Hace dos semanas adopté a Nomi, que no sé estar sin perro. La intención era acogerla hasta que encontraran una casa donde pudiera estar. No porque no la quisiera, sino porque igual me tengo que quedar con la mascota de mi hermana si se confirma la alergia de mi sobrina.

Nomi ha resultado ser un animal fantástico. Megabuena y tranquila. Yo estaba asustada, que la sacaron de la perrera y a los 10 minutos la tenía en mi coche, y no se sabe nada de ella hasta llegar a este momento, y resulta que el bicho andaba bien con correa, no hacía pis ni caca en el piso (alucinante!) y era un cacho pan.

Lo que era raro cuando has tenido siempre animales felices, era tener un perro desorientado, melancólico. Tardó en hacerse a mí unos días, pero se acostumbró a mí, a  mi casa, a casa de mi madre y a la perra loca de mi hermano. Amos, lo que viene siendo integración familiar.

Y eso reafirma mi cosa de que los perros no tienen que llegar a las perreras. No sé cómo, pero no tienen que llegar. A mí se me ocurren tres cosas:

1 – Lo primero que se me ocurre es no comprando animales sino dar una vuelta por los veterinarios del barrio a ver quién tiene cachorros (que muchas veces son de raza o mestizos preciosos) y que los regala o tienes que pagar algo por comida, vacunas o lo que sea. En general a los veterinarios les encantan los animales y tienen siempre letreros de gente que tiene perras recién paridas.

2 – Otra cosa es recomendar a la gente que nunca ha tenido perro que no pille un cachorro. Aunque tengas una terraza grande o un jardín. Si vives en un piso van a ser meses de educar al animal para que no haga pis ni caca en casa. Y de aguantar un cachorro haciendo desastres por jugar: rompen cargadores, mandos a distancia, plantas, libros… Todo lo que pillan. Unos más y otros menos, pero en general, con cachorros en casa caen desastres. A los de jardín grande? No se sabe cómo, pero van a romper ESE rosal que tanto te gusta o ese que tanto te ha costado que el esqueje agarre y sobreviva. Por no hablar de cactus, que no se sabe cómo sacan, vuelcan y se comen las raíces. Y si es que es el niño que ha visto 101 Dálmatas o dogs o qué sé yo y quiere uno, pues pensárselo, que un animal no es un capricho. Si queréis un capricho comprad una nintendo.

Enconces? Pues lo dicho, vas a los veterinarios o hablas entre tus amigos y alguien tendrá algún animal (muchas veces de raza) que no pueda cuidar. Por mudanzas, porque salen alergias, porque les da miedo que si el niño… porque hay circunstancias que cambian y puede que la gente no pueda tener a los animales que tenía en las condiciones que quisiera.

3 – Y que todo el que viva de la cría de animales o tenga animales para hacer cría y ganar pasta (que hay muchísimos sin escrúpulos) que saquen a los bichos enchipaos. Que se pueda localizar a alguien que haya tenido contacto con el animal para saber cómo es y porque se ha soltado.

Y entonces te tocará un animal educado, criado y que tendrás sin problemas, más que lo que lo malcríes tú, claro, que es difícil no malcriar a un animal bueno. Nosotros hicimos eso con Kira (la perra de mi madre, una boxer estupenda) y ha sido lo mejor que hemos hecho en la vida. La adoptamos de una pareja que la había comprado (es un boxer) pero que no habían podido cuidarla. Un bóxer es un animal muy enérgico, social y afable, y si no lo sacas y no estás con él, puede ser un auténtico coñazo (en casa ahora hay dos bóxers y han pasado otros dos, sé lo que digo).

Nomi ha reafirmado mi esta idea: los animales no tienen que llegar a las perreras. De alguna forma tiene que haber un circuito, no sé si entre veterinarios o asociaciones de amigos de animales o criadores o residencias de animales o centros de adiestramiento o qué sé yo, donde una persona que no pueda tener a un animal pueda saber que puede estar tranquilo que alguien que le quiera y le cuide se lo va a quedar.

Si alguien tiene alguna idea o porque le interese el tema, o porque tiene experiencia o porque sabe de alguna iniciativa que funcione o pueda funcionar, por favor que lo diga.

Nomi vino con todo el kit perrera: pulgas, parásitos, leishmania y embarazada. La operamos el viernes. El veterinario ya me dijo que tenía el hígado muy tocado, supuestamente por la leishmania, pero que como le parecía raro, le habían hecho más analíticas por si tenía algo más. El postoperatorio es chungo y ella estaba débil. Anoche paré el mundo (este post iba a escribirlo anoche antes de irme por ahí) para quedarme con ella, que no quería comer (normal) y casi no se movía (normal). Me quedé viendo los capítulos repes de CSI tirada en el suelo con ella rascándole el trozo de tripa que no tenía herida.

He muerto esta mañana.

Manda huevos que un animal de 25 Kgs enfermo te dé una lección de qué es importante, y quedarme con ella lo era.

La cosa toma otros tintes cuando hablamos de un bicho que ha muerto. Se vé que estaba más mal de lo que vimos todos, y que de no operarla posiblemente no hubiera sobrevivido a la gestación ni al parto.

En cuanto se me pase el disgusto, a acoger otro.

Mi militancia en el tema mascotas va a ir más allá del no adoptes cachorros o no compres perros. Ahora, y me temo que por un tiempo largo, voy a tener bichos satélite. Que estén en casa mientras encuentren una casa definitiva. Reconozco que es un esfuerzo, pero estoy en condiciones de hacerlo y lo haré.

Paso de subir foto que siempre queda más dramático y no es el plan.

Si queréis verla, en estos enlaces del posterous que le abrí a Jabba

http://jabbathedog.posterous.com/peleando-por-un-franckfurt-guarro

http://jabbathedog.posterous.com/hoy-ha-sido-dia-de-banos

Ahora voy a echar la tarde llorándola. Es lo mínimo y ella lo merece.

16 comentarios en “Adopciones de mascotas

  1. Tona, me parece espléndido el post y más espléndida la idea. Voy a ayudarte a difundir esto a todo el que me lea (que no serán muchos, pero menos es nada).

    En donde yo vivo hay una asociación (una o dos personas, en realidad) que intentan que los perros no lleguen a ingresar en la perrera. Cuando alguien, por la razón que sea, no puede cuidar más de su perro (salud, desplazamiento, en fin…), ellos hacen de intermediario para encontrarle una buena casa y, mientras tanto, el perro sigue con sus antiguos dueños hasta conseguirle otros amos. También es verdad que no dan abasto. Se les acumulan los perros y faltan adoptantes.

    Mi perra tiene nueve años y de ellos lleva ocho con nosotros. Su primer año de vida es un misterio que nunca resolveremos (estaba abandonada, en efecto) porque no hubo manera de localizar a quienquiera que la perdió (y no la buscó) o que se deshizo de ella por las bravas. A día de hoy, feliz y mimada, sigue teniendo pánico a perderse o a que la dejen abandonada. Sólo se siente segura en nuestra casa o pegada a mis talones si estamos fuera. El día que la acogimos en casa definitivamente (al principio fue una especie de acogida, mientras intentábamos localizar a sus dueños) tuvimos claro que era un compromiso para toda la vida. Y somos una familia numerosa para cumplirlo.

    Un abrazo, Tona. Y acéptame una caja de pañuelos para llorar a Nomi. Lo merece. Ella y todos los Nomi a quienes les fallan los humanos.

    1. jo… no contesté a naide… =(
      mira, la parte buena es que Nomi salvó a Anakin, Hans, Tòfol y Nicolás, y me concienció para que acogiera a Bonzo y Neska.

      Pero todavía recuerdo a Nomi, fueron como tres semanas chulas… Era una gran perra.

  2. He visto tu post en Twitter y me he sentido identificado. En casa siempre perros adoptados de una u otra forma (de la calle, de amigos que los dejaban, etc)… y ya tengo 13 años con la mía y lo que queda… tengo claro que en cuanto pueda, adopto otro.

    Un abrazo grande y siento la perdida.

    1. Muchas gracias! He tardado mil en contestar… =(
      ese momento fue duro. A partir de la muerte de Nomi pillé a Anakin y me la quedé, y he acogido a Bonzo, Neska, Hans, Tòfol y Nicolás.

      Sirvió para algo. Pero sigo pensando en ella y echándola de menos. Lamentándome de que la pobrecilla no pudiera tener ni una tercera parte del cariño que desprendía.

  3. Bonito post, Tona, para remover conciencias. Me sumo a la idea de que los perros que se venden vayan enchipados: es algo que nunca he entendido. Eso y que no se firme un contrato que identifique perro y dueño, como hacen en las protectoras.

    Y pedagogía, mucha pedagogía: cuidados, necesidades,… Hay que meditar mucho una decisión así, porque las consecuencias pueden hacer sufrir a un ser vivo. Teo llegó a casa con un año, después de verlo en la web de una protectora. Fuimos a verlo y recibimos asesoramiento: si era un perro que podía adaptarse a un piso, a vivir con los críos, etc. La orientación que recibimos ayudó en gran manera a que la historia de Teo tenga un final feliz y sea uno más en la familia. Y lo que creo que es mejor: el balance es positivo, porque de Teo recibimos mucho más de lo que le damos. Siempre, sin excepción, está ahí: estés triste o alegre, te encuentres bien o estés enferma. Y juraría que los momentos de caricias le gustan tanto a él como a quien se las da.

    Nomi ha tenido suerte de conocerte. Seguro que se ha llevado un buen recuerdo de los últimos días. Un beso grande.

  4. Adopté a Luna el mismo dia que nos vimos, creo que ella hizo lo mismo conmigo. Claro que no la pude tener conmigo hasta unos dias, charlas y exámenes después.
    Luna es considerada como “raza peligrosa” y sin embargo todos que la conocen sólo saben decir que es cariñosa, tranquila, como ejemplo la hija de unos amigos empezó a andar cogida a su piel y era increible ver como la perra iba con cuidado dirigiendo los pequeños pasos de la niña para que no cayera.
    Nunca ladra y sólo toma una posición especial si algo no le gusta, te mira y señala.
    Doy fé, con ella,que es la mano del dueño quien trastoca e impulsa los compartamientos que la llevan a estar incluida en esa “lista”.
    Cuando la paseo debo llevar todos sus papeles a mano, bozal y correa especial. Yo tuve que hacer un exámen, pero da igual porque todo esfuerzo es banal con tal de tenernos la una a la otra

    1. Yo he acogido a un dogo y a un pinbulaco. Si no hubiera tenido a Anakin, hubiera adoptado al dogo (el primero que entró). También necesitaba papeles. Pero es (igual que Tòfol, el pínbul) un animal excepcional. Boca enorme y cuerpo poderoso, pero buenosbuenosbuenosbuenos. Nobleza extrema. Cariñosos, hasta pesaos, pero siempre buscando tu cariño.

      tal y como están las cosas, tener un ppp es un acto de militancia, pero, afortunadamente, los que los hemos tenido estamos dispuestos a hacerlo. Para mí ha sido un privilegio tener contacto con ellos y poder decir lo que tú con conocimiento de causa: el perro no es malo, se puede desgraciar por miedo y mala educación, pero un perro, el que sea, no es malo. Y hacen más bien que mal a todo el entorno que tocan.

      un beso grande, gracias por comentar y por compartir… =’)

  5. Porque conocer anecdotas de gente como tu me emociona.
    Porque creo que esto debe parar algun dia.
    Porque cada vez que conozco mas casos de perros abandonados, maltratados… siento mas amor por mi perra.
    Porque no es justo que la gente siga con ciertas actitudes hacia los animales.
    Me quito el sombrero despues de leer tu carta.
    Un fuerte abrazo

    1. Gracias!
      Se abandonan mogollón de animales… =( Es un horror…

      pero si evangelizamos con el adopta CON RESPONSABILIDAD, no compres, y el esteriliza, igual vamos bajando los abandonos y vamos cambiando la cultura hacia los animales de compañía, que es lo que son: bichos de compañía.
      gracias de nuevo

  6. Pedazo panzá a llorar me he pegado… No sé cómo alguien puede tener tan poco corazón como para abandonar a un pobre animalito… Un beso

    1. Ai Tiri, no lo sé… Se hacen cosas peores con niños…
      El hombre, como especie, es lo puto peor del universo. He leído hoy que mataron via sila eléctrica a un señor (inocente, además, con mujer y dos hijos) y le cambiaron la esponja metiéndosela sintética. Se murió abrasado en 13 minutos porque no pasaba la electricidad como tocaba…

      Somos putos salvajes. Es mejor asumirlo, e intentar ir educando en el respeto a los demás, en la no superioridad, en la igualdad… no sé…

      Me desespera… ='(

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s