Pollas y cojones

Llevo tiempo intentando argumentar mi hipótesis de que la “crisis” esta actual, es una cuestión de pollas. De tamaños de pollas. De señores (y alguna señora) que lo que les mola es mirarse SU polla, y vérsela tope de grande, y cada vez más.

Lo que hacen es mirar sólo hacia abajo, asín mirando fijamente a su bajo vientre, y se la miran, y piensan, vale, está bien de larga. Pero la quieren más larga. Y como la cosa da para lo que da, pues tienen que rodearse de cosas que complementen su polla corta y flaca y fláccida, pero es que es la única que ven porque es la única que quieren ver y la quieren vestir, porque es su cutre polla.

Así, estos seres bípedos humanoides, se dedican a rodearse de muuuchos complementos para su polla, pero tantos como longitud le faltaba a su polla. Y aquí entraban los cojones. Empiezan a hacer cosas por sus cojones, apoyados en una pequeña corte de pollacortas conscientes que creen que la polla del otro es más larga porque tiene mogollón de complementos y ciertos cojones al hacer las cosas. Estos pollicortos se dedican a justificar cualquier sandez del pollacorta, con la idea esta de que vaya a ser que si me acerco pillo un resto de accesorio pollacortil para ver si visto mi pitipolla.

Y así avasallan.

La ambición ésta por el dinero, es, en realidad, necesidad de vestir su polla.

Si se entrevista a esta calaña de pollacortas y pollicortos, están tan centrados en su polla que (de verdad) no son conscientes de ninguna de las consecuencias de los actos que provocan para ellos ver su polla más grande. Cosa la cual me lleva a pensar que el pollacortismo está en todos los principios de la psicopatía, pero eso da para otra hipótesis.

La auténtica globalización llegó cuando los pollacortas de diferentes paises se hicieron amiguitos polliles, y empezaron a competir a pollazos. De este modo, tenemos que los pollacortas de diferentes paises se dedican a dispersar sus políticas pollicortiles sacando beneficios de diferentes estados y llenando el mundo de pollicortos obedientes a la causa de su pollacorta. Y, nadie sabe cómo (al menos yo no) la corte pollicortil empieza a servir a los pollacortas, de forma que se deben favores, se apoyan en acciones que pueden hacer que estos pollicortos se vean su pollita más grande.

Más grande? No!

Ya no se la ven! Han conseguido tener tantos complementos y estar tan ocupados que ya no se la ven, pero ellos siguen mirando hacia su bajo vientre, y se gustan.

En Inside Job les entrevistan. Y los pollacortas se miran tan a su bajo vientre que tienen helipuertos y ascensores a parte del resto del personal, no sea se despisten.

Pues así estamos. Pollacortas multinacionales rodeados de pollicortos que se apoyan entre ellos para que los pollacortas se sigan distrayendo de sus micropollas con mucho dinero ganado masacrando lo que sea, incluyendo muchas personas.

Son insensibles. No tienen ética ni estética. Se justifican con las cabecitas de su corte de pollicortos asintiendo como perritos, que no cuestionan nada de lo que hacen los pollacortas y son tan poco ambiciosos y tan obedientes que ni se plantean criticar, porque sólo miran al bajo vientre del pollacorta, suspiran, y siguen asintiendo.

Y en estas cosas estaba pensando yo, en el egoismo extremo de un señor con una polla corta y en cómo desarrollar mi hipótesis de que esta crisis es una estafa provocada por algo tan antiguo como un exceso de testosterona unido a una polla corta, va y sale una foto del Conseller de Turisme de la comunidad autónoma en la que vivo y tributo, con dos cojones de ciervo sobre la cabeza chorreando sangre por la cara.

Carlos Delgado Conseller de Turisme Illes Balears

Y resulta que lo único que dice al respecto es que le gusta la caza mayor, la caza menor, los toros, la pesca y todo lo que gusta a los españoles.

Y ya.

No va a dimitir. Esta foto es suficiente para que dimita. Porque a pesar de que efectivamente es una actividad legal (como dice su corte de pollicortilespartido político), que le saquen con dos cojones sobre la cabeza es suficiente como para que le invalide para representarme delante de cualquier persona, empresa o institución, pública o privada.

Lo de levantar su cabecita de su bajo vientre y verse con un poquito de perspectiva no va con ellos tampoco y por eso no le van a destituir.

Es de admirar, eso sí, la lealtad de las hordas de pollicortos que aceptan, apoyan y callan a pesar de todo y aunque no les lleguen más que migajas si les llega algo. A no ser que les vaya el trogloditismo, que todo puede ser.

Y, de repente, yo que siempre he repudiado a Freud, empiezo a pensar que igual no iba desencaminado…

Posiblemente en el s. XVIII las cosas eran así… Lo que no sé es qué estamos esperando nosotros a sacar las guillotinas. O las tenazas, que con cortarles la pollita igual valía.

Os dejo dos documentales donde se pone en evidencia a pollacortas y se muestran las devastadoras consecuencias de actitudes pollicortiles. Y nosotros no somos capaces de hacer que esto cambie. Y somos más. No lo entiendo.

Igual es que todos queremos ser pollicortos adorando a pollacortas…

(como veis no me ha dado tiempo a desarrollar mi hipótesis buscando metáforas e imágenes que no fueran tan básicas como pollas y cojones, pero es que la foto de mi Conseller de Turisme con cojones encima de la cabeza me habilita para no tener que andar con sutilezas)

El caso Enron

Inside Job

Inside Job | Subtitulada from Humanidad en Transicion on Vimeo.

Le he pillado la foto a Iñaki Oteiza

4 comentarios en “Pollas y cojones

    1. XD
      No te creas… Tengo la hipótesis de que en estos entornos pollicráticos, el pollismo es lo de menos… Coñilargos actuarían igual. Acaso no lo hace la hija de Botín, las supercospedalas o las tontibçañez, Merkel o la súper Tátcher?

      =/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s