Libertad de expresión

En poco más de dos años y medio el gobierno que tenemos en las islas no ha hecho nada más que ponernos a parir. A todos. Del PP, por si alguien duda.

En general nos insulta diariamente a los ciudadanos pensando que somos tontos, pero eso lo hace también el gobierno estatal, con lo que supongo que se siente avalado por Rajuá y sus ministros. O por la secretaria generala de su partido, que tanto habla tanto miente . Si Cospedal si tuviera algo de vergüenza habría dimitido y se habría ido con sus millones y los de su marido a las islas Caimán, por decir algo lejosmuylejos, después del papelón de la indemnización en diferido de Bárcenas, o después del papelón de la superdenunciaosseatíaqueesquemiraquédiceeltíoestetíaqueesquemehasabidomalsssabes que no le puso después de cacarearla.

No sólo nos ponen a parir por creernos tontos, que mira, creerán que funciona. Nos ponen a parir cada vez que hacen una declaración “privada” los twitters de muchos de nuestros consellers. Son de cine. Sino que también lo hacen en el Parlament.

Los diarios de sesiones de esta legislatura van a ser de estudio. Para mal. Para muy mal. Para lo puto peor.

Tengo la sensación de que estoy viviendo en la era de la mala educación, de la insensatez, de la estupidez extrema. Supongo que es esta estupidez lo que más me ofende. Porque no sólo hablan como estúpidos, sino que legislan como estúpidos, y eso hace mucho daño.

En Mallorca ha hecho daño a las personas. Mucho. En Mallorca se vive bien. En Mallorca (históricamente) ha habido trabajo, porque históricamente ha habido dinero gracias al turismo. Esto, ya no es así. El turismo trajo dinero, tanto que se pudo distribuir. Ahora el turismo no trae dinero, y lo poco que hay se reparte y no da para ambiciones y salarios.

Y con políticos insensatos y estúpidos, no se pueden hacer políticas inteligentes, innovadoras, consensuadas, sostenibles y que den frutos a medio plazo, es decir, de principio a fin de una legislatura.

En dos años y medio han destrozado a los funcionarios públicos: los oficinistas, son vagos; los sanitarios unos privilegiados; los barrenderos gente que no necesitan tratarse con el más mínimo de los respetos; las fuerzas de orden público egoístas y los comparan con guardas de seguridad.

A los ciudadanos nos ven como lo tontos que son ellos. No dudo que haya muchos. Algunos habrá que cuando un gobernante (estatal o autonómico) dice que “algo irá bien que yo lo sé” o “haremos esto y si no va bien ya veremos cómo lo arreglamos” se lo crea. Pero más allá de la familia de la vendedora de pisos que tenemos como consellera d’educació (que es quien habla con este nivel argumental), nadie tiene un mínimo de confianza.

Porque la confianza (como el respeto) se merece, y esta gentecilla no ha hecho nada, pero nada de nada, por merecer el respeto de sus conciudadanos.

Como decía antes, el diario de sesiones del parlament va a ser el mejor referente para documentar la estupidez de nuestros políticos.

Los discursos del PP son vacuos y tontos. Escritos dan pena. Como nuestros representantes públicos no saben leer y si se graban las intervenciones se nota que no se están enterando de lo que leen, después de la grabación del “informe trepitja” (digno de cualquier película de miedo) se ha prohibido que se graben las intervenciones.

Pues como no las puedo oir después, ayer (sí, masoca) puse el streming en el día en que se aprueba una de las leyes más indignas que voy a ver (espero): la ley de símbolos. El PP ataca a la libertad de expresión prohibiendo lazos verdes y banderas cuatribarradas en institutos. Para eso, matando moscas a cañonazos, prohiben exhibición de cualquier símbolo. Amparados en que los ciudadanos no queremos ver símbolos que sean partidistas o ideológicos. (ya he puesto en marcha mi radar de crucifijos y vírgenes, por cierto)

Es la ley de la infamia. Ya es la ley de la infamia el decreto ley que obliga a los padres que quisieron que sus hijos estudiaran en catalán a que tengan que estudiar en castellano, porque el TIL está hecho para quitar catalán de las aulas, no para que aprendan ni más ni mejor. Ya es infame que desde el parlament en el que se me representa se haya entrado un nosequécojones que proclama que los paisos catalans no existen.

Por que sí, todo es contra los profes y contra el catalán.

Si el PP no gobernara contra los profes y contra el catalán, posiblemente tendrían más tiempo para intentar PENSAR en cómo legislar para que el resto de ciudadanos pudiéramos llegar a vivir mejor.

Me gustaría que se pudiera cuantificar en € cuánto nos cuesta que la insensatez y la estupidez con la que gobiernan en sueldos de secretarios, redactores, abogados… que están tramitando este tipo de acciones formales. Debería ser punible que la obsesión de unos individuos fuera la base de la legislación de toda una comunidad autónoma.

Entre los más estúpidos están Ana Aguiló, que dice que a los profesores se les van a dar PPT para que aprendan y enseñen inglés. Camps, la de educación, no hay palabras… Sansaloni, el de sanidad, que es que la criatura no es capaz de defender ni la más mínima de las acciones que toma y que bajo su mandato ha mentido “n” veces respecto de la muerte de una persona y de cómo se gestionó antes y después esta muerte; de Delgado no vale la pena ni hablar, diputados que, afortunadamente no participan mucho en el debate, sí lo hacen en twitter como otro Camps y que no han hecho otra cosa más que demostrar la baja cualificación intelectual y humana que tienen, Nuria Riera no hace más que papelones, pero al menos sabe construir sujeto – verbo – predicado (sí, este es el nivel), y mi prefe, Mabelita Cabrer, la que firmó la mitad de las obras de Matas, está ahí dando lecciones de tentetiesismo político, que supongo que es su único mérito.

Pero ayer, junto a estos (son los que más recuerdo) el insigne Garriger, Gómez ni más ni menos que el vicepresidente de la comunidad, de lo más necio que ha pisado jamás un parlament, no tuvo otra ocurrencia que hablar de dignidad y de vergüenza atacando al único de los diputados y de los pocos alcaldes que se ha separado de la línea insensata y estúpida con la que esta gentecilla está gobernando.

Pues nada, ya sabemos qué les mueve: el anticatalanismo y la obediencia.

Sólo eso.

Y lo digo así tal cual, antes de que sigan prohibiendo cosas, porque si pudieran prohibirían que me exprese. Por mujer y por decir lo que quiero. Al tiempo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s